Ley de los trabajadores al servicio del Estado de Sinaloa

Contenido completo sólo para clientes

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS
EXTRACTO GRATUITO

DECRETO NÚMERO 371*

LEY DE LOS TRABAJADORES AL SERVICIO DEL ESTADO DE SINALOA

TÍTULO PRIMEROPRINCIPIOS GENERALESArtículos 1 a 11
CAPÍTULO IOBJETIVOS Y FINESArtículos 1 a 5
ARTÍCULO 1o

La presente ley es obligatoria y de observancia general para los tres poderes del Gobierno del Estado, los organismos que forman la administración pública paraestatal y aquellos que por leyes, decretos, reglamentos o convenios llegue a establecerse su aplicación, que en lo sucesivo se identificarán como entidades públicas estatales, así como para sus trabajadores.

ARTÍCULO 2o

La relación jurídica que regula la presente ley se entiende establecida entre las entidades públicas y los trabajadores de base que le presten servicios.

ARTÍCULO 3o

Trabajador es la persona física que presta a las entidades públicas un trabajo personal subordinado en virtud del nombramiento que le fuere expedido en los términos de esta ley.

Se entiende por trabajo toda actividad humana, intelectual o material, independientemente del grado de preparación técnica requerido para cada profesión u oficio.

ARTÍCULO 4o

Las disposiciones de esta Ley son de orden público, por lo que no producirán efecto legal ni impedirán el goce y el ejercicio de los derechos, las estipulaciones que establezcan:

  1. Una jornada mayor que la permitida por esta ley;

  2. Las labores peligrosas o insalubres para las mujeres o una jornada inhumana por lo notoriamente excesiva o peligrosa para la salud y la vida del trabajador;

  3. Un salario inferior a los mínimos general y profesionales;

  4. Trabajo para los menores de 16 años; y,

    * Publicado en el P.O. No. 41 Bis de 4 de abril de 1986.

  5. Renuncia por parte del trabajador de cualquiera de los derechos o prerrogativas consignadas en las normas de trabajo.

    En todos estos casos se entenderá que rigen la ley o las normas supletorias en lugar de las cláusulas nulas.

ARTÍCULO 5o

Los casos no previstos en la presente ley y en sus reglamentos, se resolverán aplicando supletoriamente y en su orden:

  1. Los principios generales de derecho y los de justicia social que deriven del Artículo 123 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos ;

  2. La Ley Federal del Trabajo ;

  3. La Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado ;

  4. La jurisprudencia;

  5. La costumbre; y,

  6. La equidad.

CAPÍTULO IIArtículos 6 a 11

DE LOS TRABAJADORES

ARTÍCULO 6oLos trabajadores al servicio de las entidades públicas se clasifican en:
  1. Trabajadores de base;

  2. Trabajadores de confianza; y

  3. Trabajadores supernumerarios.

ARTÍCULO 7oSon trabajadores de confianza:
  1. En el Poder Legislativo, los Secretarios Particulares, el Oficial Mayor, los Oficiales Primero y Segundo, Directores, Subdirectores, Jefes de Departamento, Contador Mayor de Hacienda, Coordinadores, Supervisores y Auditores.

  2. En el Poder Ejecutivo, aquellos cuya designación requiera nombramiento o acuerdo expreso del Gobernador del Estado conforme a la Ley

    Orgánica y al Reglamento Orgánico de la Administración Pública del Estado de Sinaloa, y específicamente:

    a). El Secretario Particular, la planta de ayudantes, choferes y miembros del cuerpo de seguridad del Titular del Poder Ejecutivo;

    b). Los Secretarios de Despacho, Subsecretarios, Vocales Ejecutivos, Procurador General y Sub-Procuradores de Justicia, así como choferes adscritos a dichos servidores públicos;

    c). Los Directores, Sub-Directores, Jefes y Sub-Jefes de Departamento, Delegados Administrativos, Administradores, Oficiales del Registro Público de la Propiedad y del Comercio, el Jefe, Sub-Jefe y Cuerpo de Defensores de Oficio;

    d). El Presidente y Secretario General de la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, Presidente y Secretarios Auxiliares de las Juntas Especiales, Procurador General, Sub-Procurador y Procuradores Auxiliares de la Defensa del Trabajo;

    e). Los inspectores de Justicia, Agentes del Ministerio Público, Médicos Legistas, Director y Sub-Director de la Policía Judicial, así como todo el personal policial;

    f). Los Magistrados, Secretarios de Acuerdos y de Estudio y Cuenta del Tribunal Fiscal del Estado, Procurador General y Sub-Procurador Fiscal, Agentes Fiscales, Recaudadores de Rentas y encargados de adquisiciones y compras;

    g). Los Consejeros, Secretarios de Acuerdos, Jefes de Secciones Técnicas, Procuradores de la Defensa del Menor y observadores del Consejo Tutelar para Menores;

    h). Los Delegados, Sub-Delegados y personal que integra la Policía de Tránsito;

    i). Los Comandantes y Sub-Comandantes de los cuerpos de seguridad, Jefes de Secciones Técnicas y Celadores de los Centros de Readaptación Social;

    j). El Secretario y Segundo Vocal de la Comisión Agraria Mixta; y,

    k). Los Directores de Hospitales, Asesores, Consultores, Coordinadores, Investigadores y Agentes de Gobierno.

  3. En el Poder Judicial, los Magistrados, Secretario de Acuerdos del Supremo Tribunal de Justicia, Jueces de Primera Instancia y Secretarios, Jueces Menores y Visitadores de Juzgados;

  4. En los organismos descentralizados o paraestatales, los Directores, Sub-Directores, Gerentes, Sub-Gerentes, Tesoreros, Administradores, Pagadores y en general los que disponga la Ley o Reglamentos que rijan al organismo de que se trate; y,

  5. En todo caso los que desempeñan funciones de Secretarios Particulares, de dirección, inspección, vigilancia y fiscalización, cuando tengan carácter general, y las que se relacionen con trabajos personales de los titulares de las entidades públicas.

ARTÍCULO 8oSon trabajadores supernumerarios:
  1. Los que ocupen cargos o puestos no consignados específicamente en el Presupuesto de Egresos respectivo;

  2. Los que presten sus servicios en forma transitoria, eventual o extraordinaria, y,

  3. Los que tengan menos de un año de prestación de servicios.

La relación contractual con estos trabajadores terminará sin responsabilidad para las entidades públicas al vencimiento del término para el cual fueron contratados. Unicamente cuando hayan laborado ininterrumpidamente un año o más, se les otorgará automáticamente la calidad de trabajadores de base.

ARTÍCULO 9oSon trabajadores de base los que no sean de confianza o supernumerarios

ARTÍCULO 10

Los trabajadores de confianza y los supernumerarios no podrán formar parte del Sindicato ni podrán ser representantes de los trabajadores de base en los organismos o comisiones que se integren conforme a esta Ley.

ARTÍCULO 11Quedan excluidos del régimen de la presente ley los trabajadores de confianza y los supernumerarios

TÍTULO SEGUNDODERECHOS Y OBLIGACIONES DE LOS TRABAJADORESArtículos 12 a 53
CAPÍTULO IArtículos 12 a 15
DISPOSICIONES GENERALESArtículos 12 a 15
ARTÍCULO 12Los nombramientos que se expidan a los trabajadores deberán contener:
  1. Nombre, nacionalidad, edad, sexo, estado civil y domicilio;

  2. El carácter del nombramiento;

  3. Los servicios que deban prestarse, los que se determinarán con la mayor precisión posible;

  4. La duración de la jornada de trabajo;

  5. El salario que habrá de percibir el trabajador;

  6. El lugar y dependencia en que prestará sus servicios;

  7. Fecha y lugar en donde se expida el nombramiento; y,

  8. Nombre y firma autógrafa de quien lo expide.

ARTÍCULO 13

El nombramiento aceptado obliga al trabajador al cumplimiento de los deberes inherentes al mismo y a las consecuencias que sean conforme a la Ley, al uso y a la buena fe.

ARTÍCULO 14

Cuando un trabajador sea trasladado de una población a otra, por un período mayor de seis meses, la entidad pública en que preste sus servicios dará a conocer previamente al trabajador las causas del traslado, y tendrá la obligación de sufragar los gastos de viaje y menaje de casa, excepto cuando el cambio de adscripción lo hubiere solicitado el trabajador.

ARTÍCULO 15

El traslado a que se refiere el artículo anterior sólo se podrá ordenar por las siguientes causas:

  1. Por reorganización o necesidades del servicio, debidamente justificadas;

  2. Por desaparición del centro de trabajo;

  3. Por permuta debidamente autorizada; y,

  4. Por fallo del Tribunal Local de Conciliación y Arbitraje.

CAPÍTULO IICAPACITACIÓN Y ADIESTRAMIENTOArtículos 16 a 18
ARTÍCULO 16

Las entidades públicas podrán establecer centros o cursos de capacitación y adiestramiento para los trabajadores, con el objeto de actualizar y perfeccionar sus conocimientos, aptitudes y habilidades que les permitan elevar su nivel de vida, productividad y eficiencia en el...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS